Eres como la hoja amarilla.
Los mensajeros de la muerte están cerca.
Vas a realizar un largo viaje.
¿Qué llevarás contigo?

El polvo vuelve al polvo, en cualquier momento la muerte va a tomas posesión de ti. El mañana puede que nunca llegue, ni siquiera el momento siguiente está seguro.  Este es el único momento del que puedes estar seguro, el momento siguiente puede que no estés aquí.  ¿Qué haces para prepararte para ese largo viaje hacia lo desconocido? ¿Has ganado algo para que puedas llevarte contigo?  Si no has ganado nada, entonces tu vida ha sido un puro desperdicio.  Puede que hayas acumulado mucha riqueza, puede que hayas llegado a ser muy famoso, pero todo eso es inútil.  No puedes llevártelo contigo.  Tus títulos, tus graduaciones, tus premios, todo ello tendrás que dejarlo atrás.  Te irás completamente solo.  ¿Hay algo que puedas llevarte contigo?

Solo hay una cosa que puedes llevarte y que es la verdadera riqueza.  Buda lo llama meditación, atención, observación, cuidado, consciencia.  Si consigues ser más consciente cada vez, podrás llevarte esa consciencia contigo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
Website